Los mayores reciben en Canarias la cuarta dosis contra la covid

0
586

Los equipos de Atención Primaria movilizados durante la vacunación contra la covid se reactivan nuevamente en Canarias para acometer la campaña vacunal de otoño con la que se protegerá a la población con sueros adaptados a la variante omicron. Las nuevas vacunas modificadas de las firmas Pfizer y Moderna son la principal novedad de una campaña que se abrirá este lunes en las residencias de mayores y en los centros sociosanitarios para discapacitados de Canarias.

«La vacunación empieza mañana. El Ministerio de Sanidad en la estrategia nacional de vacunación lo que nos ha marcado es iniciarla en los más vulnerables, es decir residentes en centros de mayores y de discapacitados y mayores de 80 años», explica la coordinadora de la vacunación en Canarias, Begoña Reyero.

Inicialmente la prioridad es administrar la nueva vacuna a los 7.236 residentes en centros de mayores, además de a las personas discapacitadas internas en centros sociosanitarios. Una tarea que se prevé hacer durante un periodo de unos diez días.

Simultáneamente, los equipos de Atención Primaria empezarán la captación activa de mayores de 80 años, es decir, comenzarán a citarlos por teléfono para recibir la nueva fórmula contra las nuevas variantes. «En el transcurso de dos semanas, se abrirá la opción de que sean los mayores de 80 años los que llamen para solicitar cita», dice Reyero.

La primera fase de la campaña vacunal contra la covid de otoño tiene una población diana de cerca de 100.000 personas, entre personas de 80 o más años y residentes en centros de mayores. «En Tenerife, están dentro de este grupo diana unas 47.000 personas, en Gran Canaria, unas 39.000 personas; en Lanzarote, 4.500, en La Palma, alrededor de 5.600; en Fuerteventura, 2.400 ; en La Gomera, 600 y en El Hierro, 750 personas», explica la coordinadora del plan de vacunación contra la covid en Canarias.

Una vez se dé cobertura vacunal esta población, se proseguirá la administración a otros grupos hasta lograr reforzar la protección contra la covid en los colectivos más expuestos o vulnerables al virus, además de a toda la población mayor de 60 años.

Tras las personas de 80 años o más y los residentes en centros de mayores o discapacitados, llegará el momento de vacunar al personal sanitario o sociosanitario y a las personas que presenten condiciones de riesgo.